MEDITACIÓN ACTIVA KUNDALINI OSHO

17 octubre, 2017
Helena Ortiz
¿CÓMO ES LA MEDITACIÓN ACTIVA KUNDALINI?

Si tú le preguntas a un monje Zen, «¿Desde dónde piensas?», él coloca sus manos en el ombligo.

Cuando los Occidentales por primera vez entraron en contacto con monjes Japoneses no podían entender. «¡Esto no tiene sentido! ¿Cómo puedes pensar desde el ombligo?».

Pero la respuesta Zen tiene mucho significado. La conciencia puede utilizar cualquier centro del cuerpo, el centro que está más cerca de la fuente original es el ombligo. El cerebro es el más alejado de la fuente, si la energía vital se mueve hacia fuera, el cerebro se convertirá en el centro de conciencia . Si la energía vital se mueve hacia adentro, en últimas el ombligo se convertirá en el centro.

Los métodos caóticos son necesarios para empujar la conciencia a la raíz, porque sólo en las raíces la transformación es posible. De otra manera irás verbalizando y no habrá transformación. No es suficiente sólo saber qué es lo correcto. Tienes que transformar las raíces; de otra manera no cambiarás.

Cuando una persona sabe qué es lo correcto y no puede hacer nada, se vuelve doblemente tenso.

El entiende, pero no puede hacer nada. El entendimiento es significativo sólo cuando viene de tu ombligo, de las raíces. Si entendemos desde el cerebro, no habrá transformación.

Lo supremo no puede ser conocido desde el cerebro, porque cuando estás funcionando desde el cerebro estás en conflicto con la raíz de la cual has venido. Todo tu problema es que te has movido lejos del ombligo. Tú has venido desde el ombligo y morirás a través de él.

Uno tiene que volver a las raíces. Pero el volver es difícil, arduo. 
Los métodos tradicionales son atractivos porque son muy viejos y mucha gente realizó su potencial a través de ellos en el pasado. Puede que para nosotros sean irrelevantes, pero no fueron irrelevantes para Buda, Mahavira, Patanjali o Krishna. Fueron significativos, de ayuda. Los métodos viejos pueden no tener significado actualmente, pero como Buda logró su potencial a través de ellos tienen una atracción.

Los tradicionalistas piensan: «Si Buda lo logró a través de estos métodos, porque yo no?».

Todos juntos estamos en una situación nueva. Toda la atmósfera, toda la esfera de pensamiento ha cambiado. Todo método es orgánico a una situación particular, a una mente particular, a un hombre particular.

Osho, extracto de (The Psychology of the Esoteric, charla #4)

 

“INÍCIATE EN LA MEDITACIÓN ACTIVA KUNDALINI OSHO

Una forma diferente, divertida de descubrirte, de despertar tu energía vital y creativa, tu alegría y  tu naturalidad.

Conecta a través del movimiento con tu quietud y tu paz interior.                                                                  Meditación significa el gozo de estar a solas contigo mism@. Al meditar sientes que nace en ti un inmenso amor, una nueva cualidad de tu ser; abres la puerta a  tu interior.                                                                                           A nivel físico entre otros muchos beneficios descubrirás que aumenta tu capacidad de concentración, de memoria y reduce tu estrés.

Pensar –  Sentir + = Paz Interior

 Si la gente bailara un poco más, cantara un poco más y fuera un poco más loca, muchos de sus problemas desaparecerían” – OSHO

 La meditación Kundalini es una de las meditaciones activas creadas por Osho.

Las meditaciones activas de OSHO han sido diseñadas teniendo en cuenta el estado y las circunstancias del hombre actual, mayoritariamente sedentario, en las que estamos saturados de estímulos y de actividad mental, en las que estamos llenos de conflictos internos fruto de nuestras represiones que nos impiden mantener una coherencia entre nuestros actos y nuestro sentimiento, entre nuestra cabeza y nuestro corazón.

Vamos así construyendo y solidificando una roca en nuestro interior que se va manifestando en todos los aspectos de nuestra vida, física, mental y emocionalmente.

 

DISOLVIENDO LA ROCA A TRAVÉS DE LA MEDITACIÓN KUNDALINI 

DESCRIPCIÓN DE LA TÉCNICA

Consta de 4 etapas de 15 minutos de duración cada una de ellas, y tienen  un soporte musical creado por OSHO para llevar a dejar de pensar y abrirnos a sentir.

Fase 1. Vibración: Afloja tu cuerpo y permite que todo él se sacuda, sintiendo cómo sube la energía hacia arriba desde tus pies. Abandónalo todo y conviértete en vibración. Puedes mantener los ojos abiertos o cerrados.              Los pies no se despegan en ningún momento del suelo. Sigue el ritmo rápido de la música y se vigoroso en la sacudida. Observa cómo la onda de la sacudida progresa a través de tu cuerpo, permítela pero no la fuerces. Variando la intensidad y la frecuencia de la vibración puedes ayudar a llevar la sacudida a determinadas zonas de tu cuerpo que estén especialmente tensas para ayudar a soltarlas. Conviértete en vibración y olvídate de todo.

Fase 2. Danza: Danza como lo sientas y deja que tu cuerpo se mueva como le apetezca.

Fase 3. Observar: Escucha la música de fondo. Permanece inmóvil con los ojos cerrados, sentado o de pie, observa, se un testigo de todo lo que sucede dentro y fuera de ti.

Fase 4. Silencio: Ahora no hay música. Se testigo en silencio. Estírate en el suelo boca arriba y permanece inmóvil con los ojos cerrados. Estar tumbado facilita todavía más el ascenso de la energía hasta impactar en la llamada “décima puerta”.                                                     

Esta meditación es un sendero para elevar las energías desde el primer hasta el séptimo chacra en la coronilla.

El propósito de Osho es  “darle un baile a la energía Kundalini” que está dentro de cada uno de nosotros.

Así la sacudida despierta cualquier energía que permanezca reprimida o latente, donde quiera que esté atascada o bloqueada, y que empiece a fluir desde ahí. Una vez activada la energía es el momento de danzar totalmente involucrados, sintiendo que estamos despiertos y todo el cuerpo está disponible.

Visión Terapéutica 

Si usamos los cinco elementos de la Medicina Tradicional China como modelo, podemos usar la acción de la vibración para trabajar el elemento Tierra (Bazo-Estómago) como se hace en shiatsu.

La Tierra sirve para nutrir todos los órganos y vísceras del abdomen y del pecho, si esta energía está desequilibrada estos pueden estar contracturados, con síntomas como dolor o tensión abdominal, prolapsos, y en general con una sensación de falta de chispa y de energía, típica de un proceso depresivo.

La vibración provoca un masaje entre los órganos, hace que cada uno recupere su espacio, vuelvan estar más esponjosos, empiecen a activarse y a colaborar unos con otros.

La vibración también se puede usar para trabajar con la energía de Triple Calentador, una energía de apoyo al corazón. Este meridiano tiene entre otras muchas funciones interconectar los llamados tres fogones (pecho, abdomen superior y abdomen inferior) como si fuera una gran autopista. Si dichos fogones están desconectados falta integridad en el movimiento, falta unidad y muchas funciones energéticas se verán afectadas. Pero si realizamos la sacudida y todos los fogones vibran a la vez, se volverá a producir una coherencia entre ellos y los bloqueos entre ellos desaparecerán.

Esta coherencia a nivel físico se manifiesta cuando en cualquier movimiento todas las partes del cuerpo intervienen y ayudan en la misma dirección de éste.

En otros planos tiene su reflejo en si hay coherencia entre lo que se siente, lo que se piensa, lo que se hace y lo que se dice, es decir si hay unión entre todos ellos.

La danza es una expresión del corazón, cuando bailas libre sin represiones y en sintonía con él, cubrirás una de las necesidades más importantes que tenemos los seres humanos: crear y manifestar nuestra verdad. Una vez hecho esto es muy fácil relajarse y quedarse en silencio, no hay nada que contener, no hay nada que nos provoque tensión. 

                                                                                              Referencia Visión Terapéutica: José Antonio Espeso

 

Duración de la Meditación Kundalini: 1 hora

Inversión: 10€

Facilitadora:

Helena Ortiz Bernal

Con más de 25 años de experiencia en integración emocional 

Especialista Universitario en Desarrollo Personal y Mindfulness

Especialista en Coaching de Familia y Educativo

Acompañante en BIONEUROEMOCION®

Formación Integral del Perdón No Dual (FIP)

El Presente es el único momento real que existe para amar, disfrutar y crear

Con amor y en amor, Helena Ortiz

Información e inscripción: 610 870 262

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *